Skip to content

Mi tío, que estuvo en el infierno

19 julio, 2017

Esto tocaba subirlo ayer, cuando se cumplían 81 años de aquel nefasto 18 de julio. En 2006, coincidiendo con el 70 aniversario del comienzo de la Guerra Civil, participé en el álbum colectivo “Nuestra Guerra Civil”, editado por Ariadna editorial.

Para mí aquello suponía una enorme responsabilidad, por motivo doble. En primer lugar, porque mi nombre iba figurar junto a los de Felipe Hernández Cava, Laura, Pepe Gálvez, José María Beroy, Jorge García, Ángel de la Calle, David Rubín y Andrés G. Leiva. Pero el otro motivo era de mucho más peso: se trataba de contar una historia que afecta a mi familia, de manera muy directa y dolorosa.

Es una historia que yo había oído en casa desde pequeño, siempre incompleta y un tanto borrosa. Poco a poco, a lo largo de muchos años, el puzzle se fue completando. Las últimas piezas, precisamente las más duras de digerir, aparecieron poco antes de la realización de este cómic.

El cómic en cuestión se titula “Mi tío, que estuvo en el infierno”, y cuenta la historia de mi tío Pepe, el hermano mayor de mi madre, que combatió en el bando republicano, huyó a Francia al final de la guerra, fue hecho prisionero por los nazis y terminó en la cámara de gas del Castillo de Hartheim, en Austria.

Es el trabajo más difícil que he hecho en mi vida. No sólo porque implicaba un gran cambio de registro en relación a todo lo que yo había hecho hasta entonces, si no sobre todo por lo que decía antes de la responsabilidad que suponía ante mi familia. Nunca había hecho nada en que estuviese tan implicado personalmente, ni lo he vuelto a hacer desde entonces.

Le di muchísimas vueltas al guión. De hecho escribir el guión me llevó más tiempo que dibujar las 10 páginas del cómic. Cuando me puse a recopilar la información disponible me di cuenta de que tenía material para hacer un álbum yo sólo. No sólo estaba la historia del tío Pepe, si no un sin fin de pequeñas historias y anécdotas ocurridas a mi familia durante la guerra y la posguerra. Decidí centrarme en mi tío, y dejar lo demás para (tal vez) otra ocasión. Pero lo que lo hizo especialmente difícil fue la gran carga emocional que tenía para mí esta historia.

Ahora, 11 años después, creo que lo hubiese hecho todo de otra manera. Me pasa con casi todos  mis trabajos, al cabo del tiempo. Pero, con todos sus defectos, la historia tuvo una buena acogida, y creo que fue sobre todo porque era una obra sincera. Me planteé varias maneras de contarlo, incluyendo la posibilidad de introducir elementos de ficción, pero finalmente decidí contar los hechos “en crudo”, tal como me habían llegado, casi como en un documental. Y creo que fue un acierto.

Tengo que decir que este trabajo hubiese sido imposible sin la investigación llevada a cabo por mi primo José Luis García Almozara, que además me animó mucho a llevar esto adelante. También estoy muy agradecido a Ángel del Río, autor del libro “Andaluces en los campos de Mauthausen”, quien escribió un magnífico prólogo a mi cómic. Y por supuesto al editor Vicente Galadí, que me dio la oportunidad de contar esta historia.

Es posible que algún día vuelva sobre estos temas. Todo puede pasar.

En el siguiente enlace podéis saber un  poco más sobre José Luis Almozara:

http://www.todoslosnombres.org/content/biografias/jose-luis-almozara-sanchez

Mi tio 02Mi-tio-03Mi-tio-04Mi-tio-08

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: